Todos queremos conocer más y más de cómo funcionamos, de cómo actuamos y qué hacemos, y por supuesto las empresas. Así que tú estaría dispuesto a que monitorizaran 365/7 y 24 horas tus datos fisiológicos y lo que tú ves en primera persona.

El primero ha sido  Steve Mann desde 1994, Mann transmite continuamente su vida todos los días las 24 horas del día, 7 días a la semana. En los ´90 Mann presentó este trabajo para el Ejército de USA, y tras él esta corriente ha ido en aumento hasta llegar a un formato televisivo parecido, Gran Hermano.

Steve Mann

Steve Mann

En estos últimos años han llegado las redes sociales, los smarthpones y weareables, nos monitorizan, nos siguen, saben qué hacemos y donde estamos, y todo ello con nuestro consentimiento, incluso sin saberlo.  

UbiqLog, Autographer, Google Glass, Apps, Rasperry, Intel Edison, pulseras biométricas, una interacción constante entre máquina y humano, es un Brain interface continuo que tenemos en nuestro día a día, registros continuos de nuestro estado fisiológico, hacen que en algún sitio se esté almacenando más y más información acerca de cómo nos comportamos, qué somos y qué sentimos. Estos datos quién los tiene, qué hacen con ello cuando los compartimos, en este sentido vislumbramos todo un mundo ético y moral que ha de ser regulado.

Vamos a asistir a humanos con devices integrados y casi invisibles, ciborgs reales que ya pueden coexistir con nosotros porque somos ya nosotros, no hace falta que lleguen ya estamos aquí. La profesionalización del DataHuman es una profesión que está surgiendo.

 

art-353-mc10_digital_tattoo_1-580x411-300x0

 

Si ya lo haces y lo compartes en redes sociales, ¿estarías dispuesto a que tu vida se almacenase en forma de datos que pueden adquirir sentido para determinados fines?.

Como es normal sentimos miedo ante lo desconocido, pero si estos datos sirviesen para poder guiar a personas con algún tipo de minusvalía por las ciudades, a establecer planes urbanísticos que generen menos estrés, conocer los niveles de satisfacción en determinados comercios, que se produzcan cambios sensoriales en el entorno adaptados a nuestro estado de ánimo o que nuestra salud esté monitorizada hasta tal punto que se pueda prever y tratar una patología.

O ¿es la muerte de la privacidad?, esto no lo hemos de entender como algo futuro sino como algo actual, con Google que sabe lo que buscas y con Facebook que sabe lo que te gusta, la mayor parte de nuestra privacidad ha muerto. No sería mejor profesionalizarlo para poder regularlo y más allá darles la oportunidad a algunas personas, para que conviertan esto en su profesión, ¿vivir un Gran Hermano continuo? Quizás.

Pero estamos dotando de inteligencia a las “cosas”, nos dejamos monitorizar, o creemos que la tecnología no está tan avanzada como para que nuestro Smartphone nos mida el pulso cardiaco sin que nosotros lo sepamos. Estamos incrustando todo con la electrónica, software, sensorizando y conectándolo para que sean capaces de interoperar. Esta interconexión está marcando el comienzo de la automatización en casi todos los campos, incluso en el laboral donde hay personas que ya pueden ser sustituidas por máquinas, y de alguna manera a su vez se desarrolla una red inteligente. Es el “Internet de las cosas” y ya está aquí.

Y si nos vamos a los datos no engañan, de acuerdo con Gartner, Inc., habrá cerca de 26 mil millones de dispositivos en el Internet de las Cosas de 2020 ABI Research estima que más de 30 mil millones de dispositivos estarán conectados de forma inalámbrica a la Internet de Cosas, Internet de Todo, para el año 2020

 

¿Somos conscientes? Gracias a esto ¿surgen nuevas profesiones?

 

Os dejo un enlace con 9 Apps de Lifelogging

http://mashable.com/2013/09/24/lifelogging-apps/

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR