La integración de la salud monitorizada en nuestro dispositivo móvil, la pantalla en la su versión cualquiera será una realidad en los próximos años. Con el envío en tiempo real de la información sobre nuestras variables de salud generales a nuestro propio “personal health cloud”. Esto permitirá una monitorización de nuestro organismo y la implementación de acciones para la mejora de nuestro estado de salud. Es algo que no escapa de la realidad actual, sólo que actualmente se hace con diversos “weareables” o “bands”

La cuestión irá más allá, preguntándonos si estas variables se compartirán en redes sociales, al igual que hoy en día se comparte la práctica de deporte. Estos datos podrán ser utilizados por los científicos de la salud para realizar estudios significativos en diversos campos al poseer datos fidedignos en personas en su entorno real, quizás pueda ser una avance muy interesante.

Aunque igualmente podrán ser utilizados por la industria farmacéutica para anticiparse a la demanda de ciertos medicamentos o ¿por qué no? hackear de forma masiva esos datos provocando una histeria de consumo específico hacia algún producto.

 

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR